COMENTARIOS HABILITADOS AL FINAL DE CADA ENTRADA
5.1.19


Las leyes de violencia de género impuestas por el PSOE y asumidas y continuadas por el PP solamente han conseguido uno de sus dos objetivos principales: restar derechos jurídicos a los hombres, dejándolos a priori indefensos ante una simple denuncia de mal trato o violencia por parte de una mujer. Estrategia destinada a afianzar en las instituciones el feminazismo que hoy impera.

El segundo objetivo, que el paso del tiempo ha demostrado ser el menos importante para el movimiento progre, que es la protección efectiva de cualquier mujer frente a la violencia, ha sido un soberano fracaso. Las estadísticas lo demuestran de un modo tan incontestable, que haría falta ser estúpido, desalmado o progre (valga la triple redundancia) para tratar de justificar, de algún modo, que semejante aberración liberticida siga estando en vigor.

Editorial de Luis del Pino en su programa de esRadio, “Sin Complejos” del 5 de enero de 2019.

“Hora de acabar con la dictadura de género.”




0 comentarios: