ETA ASESINA A IGNACIO URÍA


ETA ha asesinado al empresario Ignacio Uría, hace unas horas, en Azpéitia. Considero mi deber expresar mis condolencias a su familia y amigos en este momento terrible. Que Dios les bendiga y les fortalezca para sobrellevar esta tragedia.

Desde mi posición de modesto blogger, quiero transmitir también a todos los que tienen a bien visitar El Republicano Digital mi particular argumentario acerca de la realidad de la banda asesina y sus circunstancias. Argumentario sustentado sobre mis propias conclusiones, fortalecidas durante muchos años y de las que, lo reconozco, es prácticamente imposible apearme.

A ETA no le importa la vida de una persona.

A ETA no le importa la vida de una persona vasca.

A ETA no le importa el sufrimiento de los familiares vascos y amigos vascos de una persona vasca recién asesinada por los asesinos vascos.

A ETA no le importa la estabilidad laboral de trescientos trabajadores, posiblemente vascos la mayoría de ellos.

A ETA no le importa que pueda haber alguna víctima proetarra cuando ha puesto bombas indiscriminadamente por la geografía vasca.

A ETA no le importan ni los niños muertos en atentados, ni los niños que han asistido al asesinato de sus padres.

A ETA no le importa el desarrollo económico de las Vascongadas, del País Vasco, de Euskadi, de Euskal Herría, o como quiera que sea que hay que llamarle a esa tierra ahora para que a uno no le etiqueten de facha o de antivasco.

A ETA no le importa la pésima imagen comercial exterior que tienen las Vascongadas, el País Vasco, Euskadi, Euskal Herría, o como quiera que sea que hay que llamarle a esa tierra ahora para que a uno no le etiqueten de facha, imagen ganada a pulso y con todo mérito.

A ETA no le importa el daño económico, demográfico y social que ha ocasionado, durante las pasadas cuatro décadas al provocar el éxodo de doscientos mil vascos a otras regiones españolas desde las Vascongadas, desde el País Vasco, desde Euskadi, desde Euskal Herría, o como quiera que sea que hay que llamarle a esa tierra ahora para que a uno no le etiqueten de facha o de antivasco.

A ETA no le importa ni uno solo de sus presos repartidos por la geografía española, excepto los pocos que son más representativos para la banda asesina.

A ETA no le importa el impacto medioambiental que pueda ocasionar una línea ferroviaria por el territorio.

A ETA no le importa el mayor o menor apoyo y connivencia recibidos por parte de formaciones políticas vascas tales como el PNV, EA, Nafarroa Bai, y tantas otras.

Y a quienes creen que ETA es la libertadora de las Vascongadas, del País Vasco, de Euskadi, de Euskal Herría, o como quiera que sea que hay que llamarle a esa tierra ahora para que a uno no le etiqueten de facha o de antivasco, les digo que son unos miserables que ponen sus “esperanzas políticas” en manos de una banda asesina que se les llevará por delante, también a ellos, sin pestañear.

En contrapartida, a ETA sí le importan algunas cosas.

A ETA le importa poder vivir sin trabajar, comiendo de los chantajes, de las muertes y de la palabrería independentista.

A ETA le importa no crear demasiados problemas en Francia, porque ni la gendarmería ni la Sureté ni el Servicio Secreto se anda con tonterías de derechos humanos y cosas por el estilo, tratarían a ETA como banda terrorista, defenderían ante todo la seguridad y unidad nacional y le volarían los morros a tiros en unos meses.

A ETA le importó que Aznar no pudiera llegar al gobierno y plantarles cara de modo eficaz, e intentaron freírlo. Los años posteriores confirmaron los temores de ETA.

A ETA le importó sobremanera que Aznar no volviera a ganar las terceras elecciones y les diera el golpe de gracia que estaba cercana a recibir. Y los años posteriores les dieron la razón de nuevo. Revivieron, aunque traicionando a quien le hizo el boca a boca.

A ETA le importa ETA y nada más que ETA. Fundamenta su supuesto ideario en palabras y teorías de tarados paranoides del hecho diferencial y en otros tantos talibán del RH, para acusar al “Estado Español” de represión mientras la sangre inocente le llega hasta el cuello.

Y para respetar la memoria del fallecido y el dolor de la familia, me abstengo por hoy de recordar algunas declaraciones de ciertos políticos que, durante esos pasados años, nos han tachado de crispadores a millones de ciudadanos que no tragamos con negociaciones ni diálogos inútiles.

8 comentarios:

Natalia Pastor dijo...

Que Dios lo acoja en su seno.
Triste tiempo el perdido,en la lucha contra estos canallas,cuando se les trataba de "hombres de paz" a quienes no eran si no vulgares asesinos y alimañas.

LUIS AMÉZAGA dijo...

No se abstenga, que respeta el dolor de la familia de igual forma. Hay que desenmasacarlos si queremos aspirar a la libertad.

Fernando Solera dijo...

Y lo peor de todo, Mike, es que Zapatero sigue en ello, emperrado en ponerle una vela a Dios y otra al diablo, por muchas declaraciones tan grandilocuentes como vacías que haga.

Caballero ZP dijo...

El problema es el de siempre, condenas rotundas e intentar buscar justificación o lógica a lo que no se puede buscar.
Fíjate en la imagen de El Mundo, sus compañeros siguieron jugando a la partida como si nada.
Saludos

Bajur Tov dijo...

Mis condolencias desde Israel
Esto es terrible.
Con tu permiso paso a publicarlo en el blog ''Patria judia'',enlazandolo a tu blog

Anónimo dijo...

Descanse en paz.
Desde mi modesta opinión, quizás tardemos tiempo en derrotar a ETA, pero hay que perservar y luchar.
Hemos de estar todos juntos, a pesar de que podamos tener ideologías diferentes.
ETA sólo se quiere a si misma. No es la voz de Euskadi, ni de nada.
Anónimo, votante de CIU.
Saludos de Barcelona.

Javi & Pichu dijo...

Que descanse en paz :(

Y que los que han ocasionado el dolor a tantas y tantas familias, no vivan con su alma tranquila ningún día más.

Cuánto miserable hay suelto por el mundo... qué pena :(

Jarillo dijo...

¿Pero que se puede esperar de unos cuyos "argumentos" (¿?) son los tiros en la nuca ,los secuestros,las bombas?

No hay Caminos para la Paz: La Paz es el camino